Comparte esta noticia con tus contactos

California.- Tuvieron que distanciarse por cuestiones laborales después de su luna de miel. La noticia se distorsionó y se especuló con su divorcio.

A tres semanas de haber contraído matrimonio en Las Vegas y luego de su luna de miel en París, una decisión de mutuo acuerdo entre Ben Affleck y Jennifer Lopez preocupó a sus fanáticos. La pareja tiene que cumplir con varios compromisos laborales y eso llevó a que se “separen”: él regresó a Los Ángeles, donde fue visto en el set de Aquaman 2, mientras que ella continúa disfrutando el verano europeo con sus hijos.

 

 

Varios medios aprovecharon esta noticia para magnificar la situación, y dejaron entrever que los actores estaban a punto de divorciarse. Una conjetura que está muy alejada de la realidad, pero que cobró muchísima relevancia en las redes sociales donde los usuarios reaccionaron con tristeza y desconcierto ante la posibilidad de que el flamante matrimonio se disuelva.

 

Leé también: Ben Affleck se quedó dormido en plena luna de miel y su foto generó un hilo viral de Twitter

 

“Lo único que hace que su relación sea tan única es que saben más que nadie las demandas que conlleva hacer lo que hacen. De hecho, creen que pasar tiempo separados los hace más fuertes y es perfecto porque cuando están separados, están ganando una cantidad extrema de dinero. Es una situación donde ambos ganan”, expresó el medio Hollywood Life y ese textual luego se tergiversó.

El mismo portal expuso que la pareja busca fortalecer el lazo a través de esta decisión consensuada que tiene un único fin: extrañarse con fuerza para que la chispa se mantenga con la misma intensidad.

 

“Bennifer” -como lo llaman cariñosamente sus fans- siguen tan enamorados como cuando se dieron una segunda oportunidad el año pasado. Incluso, pese a la distancia, la comunicación es permanente a través de distintas plataformas como Facetiming. “A JLo le encanta el hecho de saber que su marido estará ahí para ella, pase lo que pase”, remarcaron en la publicación que derivó en un revuelo.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.