Comparte esta noticia con tus contactos

Puerto Plata. –  El candidato a senador por el Partido de la Liberación Dominicana -PLD-, Javier Clark, es acusado de dirigir y encabezar la caravana del peregrino Mildonio Adames, escenificada el pasado domingo en la provincia Puerto Plata, donde se concentró una gran multitud a acompañar el supuesto emisario de Dios, sin importar violentar la medida del distanciamiento social dispuesto por el Gobierno del presidente Medina y el Ministerio de Salud Pública.

Mucho se ha especulado sobre la razón por la que el “peregrino” decidió ir a Puerto Plata, pero hay algo que debemos de tener claro, y es que en caso de no saber de dónde viene algo, debes de seguir la línea del dinero o de a quién beneficiaría una acción.

El “peregrino” es un militante activo del PLD, por lo que despeja todas las dudas respecto a quien le interesa beneficiar o en su defecto, a quien le recibió alguna remuneración por el sacrificio presentado.

Pero el siniestro va más allá de lo que parece a simple vista, todas las autoridades gubernamentales fueron cómplices por omisión o por comisión de uno de los eventos más bochornosos en medio de esta pandemia.

El objetivo de este evento, fue poner en la palestra pública el tema, para justificar el endurecimiento del toque de queda, toda vez que las autoridades han sancionado a cientos de dominicanos por sucesos menos transcendentes, además de que recientemente el presidente solicitó nueva vez la extensión del estado de emergencia.

Lo más grave e interesante, fue ver al candidato a senador del PLD, Javier Clark, promoviendo el acto, lo que despejó dudas respecto a unas informaciones de que se realizó deliberadamente una convocatoria de los miembros de dicho partido para apoyar el evento del compañero peregrino y justificar futuras acciones tomándolo como referencia.

Al final todo lo que se busca es buscar culpables y deliberadamente beneficiar al candidato del gobierno, utilizando estrategia de debilitar tácticamente los municipios donde el PRM ganó.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.